Nectunt Bitacora

Dilemas sociales y comportamiento humano


1 comentario

Aislando el efecto de la disociación condicional en la emergencia de la cooperación.

(English version here)

En anteriores entradas de este blog (aquí, y aquí) ya hemos abordado el efecto de la reputación y las redes dinámicas en la cooperación. En esta línea, recientemente realizamos una serie de experimentos para explorar el efecto que ejerce la información, junto a la posibilidad de cambiar los contactos, sobre el comportamiento cooperativo. En esta entrada voy a hablar sobre un estudio teórico: Leave and let leave: A sufficient condition to explain the evolutionary emergence of cooperation, por Luis Izquierdo, Segismundo Izquierdo y Fernando Vega-Redondo, Journal of Economic Dynamics and Control , 4691–113 (2014). En este estudio, los autores aíslan el efecto de la disociación condicional, esto es, la posibilidad de romper un enlace en función de la acción tomada por el adversario. Para ello proponen un modelo que posteriormente resuelven tanto analíticamente, a través de una aproximación de campo medio, como numéricamente. Los autores muestran que el mecanismo de disociación condicional es suficiente para mantener un nivel de cooperación significativo, siempre y cuando la vida media de los individuos sea suficientemente larga.

Sigue leyendo


2 comentarios

Sí, lo que hace que aparezca cooperación en redes dinámicas es la reputación

(English version here) Ya en la primera entrada del blog nos encontramos con la idea de que las redes dinámicas pueden ser una alternativa a la falta de evidencia experimental en favor de que la estructura de las interacciones promueva la cooperación (pese a que un experimento reciente ha mostrado que sí puede haber una cierta promoción cuando la tentación de traicionar es pequeña, espero que podamos tener una entrada sobre esto pronto). Recientemente, nos propusimos comprobar cómo funcionaba esto exactamente fijándonos en el efecto de la reputación, es decir, de la información que se da a los sujetos experimentales sobre las acciones previas de posibles compañeros. Este trabajo está descrito en nuestro sitio web Nectunt, véase “Dynamic Networks and Reputation” (me temo que solo en inglés), y ha aparecido publicado hace unas pocas semanas bajo el título  Reputation drives cooperative behaviour and network formation in human groups (La reputación controla el comportamiento cooperativo y la formación de redes en grupos humanos), por  José A. Cuesta, Carlos Gracia-Lázaro, Alfredo Ferrer, Yamir Moreno y Angel Sánchez, Scientific Reports 5, 7843 (2015). En pocas palabras, lo que observamos allí fue que  la posibilidad de cambiar los enlaces por sí misma no promueve la cooperación, sino que tiene que ir combinada con información sobre las acciones pasadas de los otros individuos para inducir un comportamiento más cooperativo. Así las cosas, me agrada mucho contar que acaba de aparecer una confirmación de este resultado, en el trabajo The effects of reputational and social knowledge on cooperation (Los efectos del conocimiento reputacional y social sobre la cooperación), por Edoardo Gallo and Chang Yan, Proceedings of the National Academy of Sciences of the USA 112, 3647-3652 (2015). Conocíamos este trabajo antes de que se publicara, gracias a nuestro común amigo Antonio Cabrales que se enteró por Edo de lo que estaban haciendo y nos puso en contacto, y tuvimos un interesante intercambio de ideas. Más adelante, yo fui el external examiner de la tesis de Chang en Oxford, cosa que disfruté mucho. Por tanto, es un placer hablar aquí de su trabajo.  Sigue leyendo


Deja un comentario

Obstáculos para la cooperación: falta de honradez y el sector bancario

MONEYBAGS2La confianza es un de los factores clave que afectan a la emergencia y sostenibilidad de la cooperación. Como afirman, por ejemplo, Acedo y Gomila, “en teoría evolutiva de juegos y economía experimental, la noción de confianza es mucho más sencilla: es una expectativa sobre el comportamiento de otro, una cierta apuesta, en la cual el sentido de compromiso mutuo y vulnerabilidad está totalmente ausente” (véase su artículo aquí). Por tanto, el hecho de que un cierto grupo de personas o tipo de compañías sea deshonesto es un descubrimiento muy importante, más aún si estamos hablando de un sector tan crucial como el bancario. Esto es lo que Alain Cohn, Ernst Fehr y Michel A. Maréchal se propusieron averiguar con un experimento, cuyos resultados se recogen en un artículo de finales de 2014 titulado “Business culture and dishonesty in the banking industry“ (“Cultura de negocio y deshonestidad en la industria bancaria”).

(English version here)

Sigue leyendo

Estirar_de_la_soga


Deja un comentario

Racionalidad y cooperación (I).

En mi primera entrada en este blog, voy a tratar un tema de importancia crucial en casi cualquier estudio sobre el comportamiento humano: la racionalidad. La palabra racional pertenece al lenguaje cotidiano, y su significado depende estrechamente del contexto en el que es usada. Incluso en un ámbito técnico, la racionalidad puede adoptar diferentes formas. Por ejemplo, el sociólogo alemán Max Weber distinguía cuatro tipos de racionalidad; como cualquier otra teoría sociológica, esta interpretación tiene sus detractores, entre ellos los pragmáticos. En esta entrada voy a discutir qué podría llamarse racional en una serie de situaciones modeladas por la teoría de juegos, y que no siempre coincide con la definición clásica de racionalidad como maximización de utilidad.

(English version here)
Sigue leyendo


2 comentarios

Cooperación, el coste de la información y redes dinámicas

Siendo este el primer post de Nectunt Bitácora, el blog compañero de Nectunt, sitio web dedicado a difundir nuestra investigación sobre cooperación, parece lo más apropiado tocar uno de los temas sobre los que hemos trabajado más intensamente: el papel de las redes en la promoción (o no) de la cooperación. Esta línea de investigación tiene su origen en un artículo de Martin Nowak y Robert May de 1992, en el que llevaban a cabo simulaciones numéricas que mostraban que bajo ciertas circunstancias los cooperadores podían sobrevivir en un Dilema del Prisionero jugado en un retículo. Nuestro grupo ha contribuido mucho a clarificar este asunto con trabajo teórico y experimental y, como se puede ver en nuestro sitio web, ha quedado más o menos claro que el hecho de que los jugadores de un Dilema del Prisionero interaccionen solo con sus vecinos en una red no ayuda a la cooperación a mantenerse en general. Sin embargo, una serie de trabajos experimentales recientes (como por ejemplo este, o este) han mostrado que, cuando la red de contactos puede ser modificada por los jugadores, la cooperación puede prevalecer. La razón de este resultado es bastante intuitiva: cortando enlaces con los defectores, la población los puede aislar, de manera que los jugadores se dan cuenta de que solo cooperando (al menos con cierta frecuencia) pueden mantener sus conexiones y beneficiarse del juego.

(English version here)
Sigue leyendo

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.